Google+ Seguidores

jueves, 13 de junio de 2013

"Un fantasma recorre Texas": Fritz Lieber desencadenado



Pocos autores pueden alardear de haber dejado una huella imborrable en diferentes gáneros. Fritz Lieber no solo fue el precursor de los modernos relatos de terror urbano, sino que además fue pionero en la manera de escribir novelas de fantasía que cientos de escritores han seguido a partir de su célebre saga "Fafhrd y el Ratonero Gris", publicada durante los años cincuenta (de hecho, cobró hasta su muerte en 1992 derechos de autor por los productos de la franquicia "Dragones y Mazmorras", abiertamente inspirados en sus mitos). Pero son muchos los relatos y novelas memorables que este hijo de actores shakespearianos que nos ha legado en el género de la ciencia-ficción. La obra que nos ocupa hoy transcurre en un mundo marcado por la etapa posterior a la III Guerra Mundial, donde grandes zonas del globo están aún bajo los terribles efectos de la radiactividad y Texas se ha hecho con el control de toda la parte habitable de los Estados Unidos. El racismo más rancio y la fanfarronería de los nuevos amos del mundo es exagerado hasta lo absurdo en una deliciosa sátira que saca los colores a los tejanos de verdad, que se ven reflejados en las distintas escenas cargadas de humor que salpican la novela. No nos cuesta nada, desde la perspectiva actual, imaginarnos a George Bush en el papel de alguno de los dirigentes de esa hipotética sociedad que Lieber nos presenta de manera tan amena. El contrapunto a tanta estrechez de miras la dará el involuntario líder de la resistencia, un auténtico freak nacido y criado en un satélite espacial, que sufre las consecuencias de la ingravidez en sus carnes (aunque carnes tiene más bien pocas), pues apenas es más que un esqueleto sin músculos que es sostenido por un armazón de titanio.
El antihéroe se unirá a una compañía de actores (en su obra, Lieber echó mano con gran acierto de las vivencias de sus padres para ambientar sus historias) que emprenderán una gira a través de Texas (y, por extensión, el mundo entero) con el fin de ganar adeptos para su causa. Fritz Lieber es, junto a Frederic Brown, quizás el autor que mejor ha mezclado el humor irreverente pero inteligente a la vez con la ciencia-ficción para ofrecernos auténticas obras maestras como ésta, que sin duda hará las delicias de los aficionados. Es una lástima que en nuestro país fuera editada en la mítica serie de Martínez Roca Super Ficción allá por 1977 y ahora sea harto difícil de encontrar. No obstante, su versión digital puede sacarnos del apuro.

2 comentarios:

  1. Muy recomendable, sin duda alguna. Reconozco que no lo he leído todo de él, ni mucho menos (montones de relatos y novelas). Otra novela que tengo pendiente de leer de él es "El gran momento", me la han recomendado encarecidamente.

    ResponderEliminar